Banner
Titular del Ente Comodoro Turismo
Ana Stingl: Comodoro Rivadavia es un destino en pleno crecimiento PDF Imprimir Correo electrónico
Reconocida como nuevo portal de ingreso a la denominada Ruta Azul, que recorre diferentes parques marinos de la Patagonia, la ciudad logró fortalecerse en el rubro de Eventos. Con una importante inversión, apunta a desarrollar desde el Estado un plan integral de promoción que incluya a toda la comunidad productiva.



Protagonista de un renovador salto cualitativo impulsado desde el Estado Municipal, en conjunto con los sectores privados y otras comunidades de la región, la ciudad de Comodoro Rivadavia logró posicionarse dentro de la provincia de Chubut como un atractivo centro de arribo, para recorrer la región costera de la Patagonia más austral. Además, es un nuevo destino sureño para la realización de grandes reuniones y eventos, tras la inauguración de dos nuevos espacios especialmente preparados para la actividad.
Por un lado, la finalización del postergado Predio Ferial con una inversión de 42 millones de pesos, y por el otro, el renovado Centro Cultural, próximo a los tres hoteles más importantes de la ciudad. Ambas obras de trascendental importancia marcaron un paso adelante y le permitieron a Comodoro comenzar un nuevo camino tendiente a diversificar sus áreas productivas, hasta hace pocos años, más concentradas en el ámbito petrolero y metal mecánico.
Ana Stingl, titular del Ente Comodoro Turismo, dialogó con Agencia Tur Noticias y aseveró que este gran crecimiento responde a cuatro años de gestión del intendente y electo gobernador Martín Buzzi, durante los cuales se comenzó a trabajar en dos importantes ejes estratégicos como fue el rubro de Eventos y la promoción del pionero Parque Marino Costero “Patagonia Austral” (creado en 2009), oficiando como puerta de ingreso a la denominada Ruta Azul.
Se trata de un flamante circuito alternativo de la Patagonia que comienza en Comodoro Rivadavia uniendo los parques marinos costeros adyacentes a la Ruta Nacional 3 hasta la ciudad de Río Gallegos, donde se conecta con la mítica 40. Siendo Camarones la primera parada, para luego visitar otras áreas naturales protegidas como Isla Pingüino, en Puerto Deseado; Makenke, en Puerto San Julián; Monte León, en Puerto Santa Cruz y el Monumento Natural Bosque Petrificado de Jaramillo.

Con el trabajo de los vecinos
La Ruta Azul es un producto que nace de Comodoro, como un eje de conexión entre los parques de la región,  a los fines de concentrar toda el área bajo una misma imagen. “Lo más importante fue que se hizo desde abajo hacia arriba. Surge de poner en marcha algunas acciones como talleres entre vecinos, y ya tomó dimensión nacional. Lo trascendental es que todas las comunidades se apropiaron de este gran paraguas que es Ruta Azul, los municipios están utilizando la marca para que la gente los distinga dentro de la Patagonia”, resaltó Stingl.
El primer trabajo de campo se hizo en las redes sociales, a través de un usuario de Facebook, en el cual cada comunidad era administradora de su espacio. “Fue interesante para vincularnos con otras actividades como las automovilísticas, como el caso del Rally de Autos Clásicos, y eso nos permitió evidenciar la importancia de las redes y los motores de búsqueda” agregó.

Puntualizó además que el objetivo central es posicionar a Comodoro como destino turístico y no solamente como Capital Nacional del Petróleo. “Esta es una mochila que seguiremos cargando. Para cambiar, empezamos con puntas para otras actividades productivas y económicas, tratamos de vincularnos a través de los especializados en turismo con el Parque Marino y somos el Aeropuerto de la región, si vengo del Norte o del extranjero tengo que parar en la ciudad”, indicó.

Pequeña Galápagos
La directora de Comodoro Turismo señaló que en los últimos años se avanzó bastante en el posicionamiento de Comodoro como destino. “En 2008 no se hablaba de esto y hoy salen un montón de notas, estamos presentes –señaló-. Lo importante es que no se corte, que siga la permanencia en los medios. Algunos privados también reconocieron la actividad del Parque Marino, como productores que trabajaban con turismo internacional en la zona y eso ayudó en la vinculación”.
Recordó que una de las acciones que hizo trascender la Ruta Azul fue una nota periodística que la llamó la “pequeña Galápagos de la Patagonia”, mencionando a Comodoro como puerta de entrada, y también otras acciones como la presentación de la Ruta Azul en la Casa de Chubut en París (Francia) frente a varios operadores turísticos, y lo mismo en la Embajada Argentina de Berlín (Alemania), así como en diversas revistas especializadas.

Ciudad de eventos
Consultada acerca de los avances alcanzados en el rubro de Eventos y Reuniones señaló que es un área que se viene trabajando en Comodoro Rivadavia desde los años '80, cuando se pensó en la construcción de un conjunto de hoteles con grandes salones. “Está visto que Comodoro desarrolló una cantidad de eventos corporativos, pero por otro lugar, está la dinámica de la gente. Durante la semana está cubierto y los fines de semana no tanto. Entonces se pensó en los Congresos, en postular a la ciudad porque tiene toda la infraestructura y los servicios que se fueron mejorando. Cuando se contrataba se pedía calidad y eso ayudó muchísimo, hoy es posible hacer un encuentro con 400 personas”, dijo.
Stingl precisó que el Parque es un atractivo natural y que convertir a Comodoro en una ciudad de eventos requiere de otra infraestructura. “Para esto Buzzi hizo la gran apuesta en su gestión que fue poner todo lo que pudiera para terminar el Predio Ferial, con una inversión que llevó 42 millones de pesos. Estas son obras que tardan, pero estaba la decisión para que empezar a trabajar. Lo mismo el Centro Cultural, que está al lado de los tres hoteles más importantes de la ciudad. Ambas están terminadas y funcionando”, añadió.
Para la funcionaria del gobierno municipal, antes sólo se pensaba en el Norte para estas actividades y ahora se pueden hacer en la Patagonia ya que cuentan con la conectividad necesaria. Además, la provincia cuenta con el Bureau de Convenciones, una institución mixta, en la que interviene el Estado y las cámaras de empresarios.
Esta misma actividad generará el nacimiento de otras empresas para el rubro gastronómico y de tecnologías, entre otras: “Es algo grande que tracciona para que ocurran otras cosas, como estas pymes que prestarán servicios para el Predio. Se nota como el Estado dio el primer impulso, el puntapié inicial, generó el espacio y el elemento de atracción, no sólo los hoteles, para los que ya hay una demanda de camas en determinados momentos picos del año”, expresó.
Y agregó: “Estuvo presente la mano del Estado con una fuerte decisión política para generar un cambio, un eje de diversificación productiva de la ciudad. Ahora será el turno de los privados, del Bureau de ir acompañando, hay mucha actividad también con el Instituto de Promoción Turística (Inprotur) y la Asociación Argentina de Eventos, con los que formamos juntos el Equipo País”.
En este sentido, planteó que una de las metas a corto plazo es lograr que los mismos vecinos de la ciudad se involucren en estas iniciativas. Al mismo tiempo, hizo referencia a las ferias como las de Uruguay y Ecuador, que permitieron hacer conocer la ciudad y ya proyectar a futuro. “Cuando tengamos un camino recorrido atraerá eventos internacionales”, dijo.

Desafíos en agenda
Uno de los sectores que comenzó a tener relevancia para el sector turístico fueron las nuevas pymes. “Se trata de jóvenes empresarios que se acercaron al Bureau. Se hizo un fuerte trabajo de inducción desde el Estado para la generación de estos nuevos emprendimientos. Otra de las ideas centrales es fortalecer cada vez más el vínculo con las asociaciones profesionales para lograr las postulación de Comodoro para los congresos que las mismas suelen organizar”.
Entre las tareas inmediatas Stingl planteó que la gestión debe continuar capacitándose para mejorar, tanto en el sector privado como el público: “Lo que le faltaría a la ciudad para este perfil es diseñar un muy buen plan de marketing. Se vienen cuatro años de nuevas gestiones de instalación de Comodoro, si bien nosotros ya hicimos publicidades, habría que hacerlo bajo un plan vector, sobre todo para que coincida el mensaje visual y el escrito”, dijo.
En el primer plano colocó al turismo de eventos porque aseguró “existe un sector privado para llevarlo a cabo”. En cuanto a lo que es vacacional, admitió que es preciso generar un sector receptivo. “Hay agencias de viajes pero las tareas tienen más que ver con empresas de Comodoro y todo muy conectivo, no hay un real compromiso con el receptivo, porque ese canal se piensa a más largo plazo. No hay una oferta comercial, ahora tenemos una sola empresa que tomará este sector y el punto principal de promoción será la Ruta Azul. No tendrá venta de pasajes sino meramente atenderá el receptivo, todo paso a paso”, añadió.
Finalmente, aclaró que la nueva gestión heredará muy buenos programas y personal técnico capacitado que tiene el compromiso de la vocación pública. “Para que el comodorense comience a tomar un poco de noción, nosotros en el verano tenemos el programa Turistas por un Día, donde recorren distintos lugares cercanos y ellos mismos se sorprenden al observar esa otra mirada, es una iniciativa muy linda. El otro es Comodoro Amable, que apunta a trabajar en la participación de la comunidad desde las escuelas, los  taxistas, y otras áreas de influencia”, señaló.
Aseveró que está todo listo para arrancar. Es necesario un plan de mercadeo de la ciudad, no solamente del turismo, sino de todas las áreas productivas, hacer un desarrollo de todos los sectores y vender la ciudad como algo integral: “Todos hemos trabajado desde cada área, pero ahora se necesita instalar una marca que no puede cambiar cada cuatro años, tiene que ser algo de consenso, no desde lo político sino desde lo productivo, una política de Estado y no de gobierno, eso sería fantástico”, concluyó.

 

 

No tiene derechos para añadir comentarios