Banner
Entre junio y octubre
Los mejores centros de Argentina para la temporada de nieve

AGENCIA TUR NOTICIAS (18 DE MAYO 2011).- A lo largo de la Cordillera, entre Mendoza y Tierra del Fuego, el país ofrece a los amantes de los deportes blancos más de 10 centros invernales para disfrutar. Esquí, snowboard, trineos y caminatas con raquetas. Entre los destacados por belleza y servicios: Catedral, Las Leñas, Castor y Chapelco.


A mediados del mes de junio la Argentina abre sus puertas a los fanáticos de las tablas, el frío seco y la nieve. Con la ventaja de tener más de una docena de centros invernales, especialmente preparados para recibir a los turistas, cada uno encanta con sus imponentes paisajes, la modernidad de los medios de elevación, y los mejores eventos de moda, música y competencias.
Entre Mendoza y Tierra del Fuego, el país ofrece los destinos propicios para quienes disfrutan del placer y la adrenalina de desplazarse en esquí o snowboard por las elevadas montañas cordilleranas. Hay infinitas pistas para todas las categorías, con la mayor seguridad e instructores capacitados. También caminos alternativos para los más atrevidos. Y actividades adicionales para los que solamente buscan lugares paradisíacos donde subir a una aerosilla, hacer un safari fotográfico o degustar los mejores platos de montaña bajo una intensa y pintoresca nevada.

Los más destacados de la Patagonia
Algunos de los centros invernales tienen importancia internacional, y otros son más nuevos o pequeños, aunque en pleno crecimiento. Entre los más destacados está Catedral, en Bariloche (provincia de Río Negro), primero en el país y uno de los tradicionales. Es el más importante de Sudamérica, por las condiciones de sus pistas y amplios servicios. Está dentro del Parque Nacional Nahuel Huapi y desde sus 2.100 metros de altura domina uno de los paisajes de bosques y lagos más bellos del sur. Tiene 600 hectáreas esquiables, 53 pistas, 40 medios de elevación y 48 cañones para la producción de nieve artesanal.

Este año, una tarifa promedio por cinco días con pase libre es de 350 dólares por persona en julio y agosto, y de 225 para septiembre. Entre las prácticas permitidas está el esquí alpino, de fondo, de travesía, nórdico y fuera de pista, snowboard, snowpark, trineos, parapente, trecking, raquetas, motos de nieve, circuitos fourtrax y mountain bike. En la base, hay 3 mil plazas hoteleras -que se suman a las 22 mil en el resto de la ciudad-, restaurantes, bares, un importante centro comercial, disco y casino en el Club Hotel Catedral.

Muy cerquita, en San Martín de los Andes (provincia de Neuquén) está Chapelco con excelentes pistas y completa infraestructura. El clima es más húmedo ante la presencia de los lagos y la vegetación exuberante. Al igual que el Catedral, permite realizar paseos entre bosques milenarios. Es un centro de nieve al que muchos ya eligieron denominar “boutique”, por sus dimensiones y atención. Con 140 hectáreas esquiables, 12 medios de elevación y 31 pistas es sede de la Copa Mundial de Snowboard y del Campeonato Brasileño de Esquí.

El más nuevo y austral es el Castor, en Tierra del Fuego. Allí, se dan las condiciones ideales para el ski nórdico, por las extensas llanuras cubiertas de nieve. Situado a unos 26 kilómetros de Ushuaia, fue inaugurado hace poco más de 10 años, y posee las mejores condiciones de nieve en polvo compacta. Tiene 600 hectáreas esquiables y 24 pistas con diferentes niveles. La ventaja de estar bien al sur le permite disfrutar de los cuatro meses completos. Un “mini ski week” de cuatro noches, con aéreos desde Buenos Aires, alojamientos, transfers, pases y alquileres de equipo con base doble varían entre los 950 dólares en un hotel 5 estrellas y los 625 en 2 estrellas.

Mendoza para el encanto
Esta provincia cuyana poseedora del Aconcagua, una de las montañas más altas del mundo, tiene varios centros de deportes invernales. Con la ventaja de tener picos más elevados que la Patagonia, el complejo Las Leñas, es uno de los más exclusivos del país. Situado a unos 80 kilómetros de Malargüe, con sus más de 3.400 metros de altura tiene 24 pistas, 13 medios de elevación y 228 hectáreas esquiables. Son destacables las áreas fuera de pista, que permiten practicar el heli-ski y el esquí más extremo en nieve virgen. Con cinco lujosos hoteles en la base y uno de los Snow Parks más importantes de América Latina, donde se encuentran saltos, cajones y barandas. El detalle: la posibilidad de esquiar de noche en 2 mil metros de pistas iluminadas. Entre las actividades extra está el casino, espectáculos musicales, dance clubs y bares.
Muy cerca de allí, Los Penitentes, en Las Heras, con sus 300 hectáreas de superficie esquiable, 28 pistas y gran belleza natural, se ilumina todas las semanas con bajadas de antorchas, parque de trineos y tubbing park con medio de elevación propio. También, al pie del Cordón del Plata, Vallecitos, ideal para aprendices, con 12 pistas y apenas 100 hectáreas para combinar el deporte con el andinismo y las cabalgatas de alta montaña. (continúa)



Para acceder a la nota completa solicítela a través de info@turnoticias.com.ar

 

No tiene derechos para añadir comentarios